eibar.info.

eibar.info.

Marmitako, un guiso con sabor a mar

Introducción

El marmitako es uno de los platos más populares de la gastronomía vasca. Este guiso de pescado y patatas es un auténtico manjar para los amantes del buen comer. En la localidad de Eibar, este plato es especialmente popular, ya que el puerto de Bermeo, situado a pocos kilómetros de distancia, es uno de los principales puntos de pesca del País Vasco.

Orígenes del marmitako

La historia del marmitako se remonta a la época de los pescadores vascos, que necesitaban preparar un plato nutritivo y reconfortante para los días de faena en la mar. La base de este guiso son las patatas y el bonito, que se cocinan juntos en una cazuela llamada "marmita". El nombre del plato proviene precisamente de esta utensilio de cocina.

Ingredientes

Para preparar un buen marmitako, se necesitan los siguientes ingredientes: - 1 kg de bonito fresco - 1 kg de patatas - 2 cebollas - 2 pimientos verdes - 2 dientes de ajo - 2 tomates maduros - Aceite de oliva - Sal - Pimienta - Agua

Preparación

La preparación del marmitako es muy sencilla. Primero, se pelan y se cortan las patatas en rodajas gruesas. Se cortan también la cebolla y el pimiento en trozos grandes. Se pelan y se cortan los tomates en cubos pequeños. En una cazuela grande, se pone a calentar aceite de oliva y se añade la cebolla y el pimiento. Se sofríen durante unos minutos hasta que estén tiernos. Después, se añaden los tomates y se sigue cocinando durante unos minutos más. Se añaden entonces las patatas y se cubren con agua. Se sazona con sal y pimienta, y se deja cocinar durante unos 30 minutos a fuego medio. Cuando las patatas estén casi hechas, se añade el bonito cortado en dados y se deja cocinar durante unos 10 minutos más. El resultado es un guiso delicioso y reconfortante, con un intenso sabor a mar.

Variaciones del marmitako

Aunque la receta original del marmitako lleva bonito, en la actualidad se pueden encontrar versiones con otros tipos de pescado, como el atún o la caballa. También se pueden añadir otras verduras, como los guisantes o los espárragos.

Consejos para preparar un buen marmitako

- Utilizar productos frescos y de calidad. El bonito debe ser lo más fresco posible, ya que de lo contrario puede resultar seco y sin sabor. - Pelar las patatas justo antes de cocinarlas, para que no se oxiden y pierdan sabor. - No cocinar el bonito durante demasiado tiempo, para que no se seque. - Utilizar una cazuela grande y de fondo grueso para que las patatas no se peguen al fondo. - Acompañar el marmitako de un buen vino blanco, como el txakolí.

Conclusión

En definitiva, el marmitako es un guiso delicioso y nutritivo, con un sabor a mar inconfundible. En Eibar, este plato es un auténtico imprescindible de la gastronomía local, y se puede encontrar en muchos bares y restaurantes de la zona. Si tienes la oportunidad de probarlo, no lo dudes: ¡te encantará!