eibar.info.

eibar.info.

Visita la Torre de Loiola en Azpeitia, una joya arquitectónica de la región

Introducción

Una de las joyas arquitectónicas que es imprescindible conocer si visitas la región de Azpeitia, en el País Vasco, es la Torre de Loiola. Esta impresionante construcción es un testigo del pasado histórico de la zona y ofrece vistas inigualables del entorno natural que la rodea.

Historia de la Torre de Loiola

La Torre de Loiola fue construida en el siglo XVI por orden de la familia Loiola, conocida por ser la cuna de San Ignacio. Durante años, la torre fue utilizada como residencia y centro de operaciones de la familia, y durante los siglos siguientes cambió de manos varias veces, hasta que fue adquirida por el Ayuntamiento de Azpeitia en el siglo XX. Desde entonces, la torre ha sido restaurada y abierta al público para su visita.

La arquitectura de la Torre de Loiola

La Torre de Loiola es un impresionante ejemplo de la arquitectura vasca del siglo XVI. La torre tiene una estructura de cuatro plantas, cada una de ellas con una función diferente. En la planta baja se encuentran las bodegas, donde se almacenaba el vino y otros productos de la zona. La primera planta, también conocida como la planta noble, era utilizada como salón principal y como zona de recepción de los invitados. En la segunda planta se encuentran los dormitorios y en la tercera planta había una capilla privada para la familia Loiola. Como dato curioso, la torre cuenta con una escalera interior que fue construida utilizando madera de robles centenarios. Esta escalera es una obra de arte en sí misma y es una de las partes más impresionantes de la torre.

El entorno natural

La Torre de Loiola está rodeada por un impresionante entorno natural compuesto por bosques, ríos y valles. Desde la torre se pueden disfrutar de unas vistas espectaculares de la montaña Aiako Harria, que se encuentra a pocos kilómetros de distancia. Además, la zona es perfecta para realizar senderismo y disfrutar de la naturaleza en su estado más puro.

Cómo llegar a la Torre de Loiola

La Torre de Loiola se encuentra a pocos kilómetros de la localidad de Azpeitia, por lo que es fácilmente accesible en coche o en transporte público. Si vas en coche, desde la salida de la autopista a Azpeitia hay que seguir la carretera que lleva hacia lo que se conoce como el Santuario de Loyola, después, se toma la desviación a la derecha que lleva directamente a la torre. Si prefieres utilizar el transporte público, puedes tomar el tren desde Eibar hacia Azpeitia, y desde allí tomar un bus o un taxi que te lleve hasta la Torre de Loiola.

Conclusión

La Torre de Loiola es una joya arquitectónica que es imprescindible conocer si visitas la región de Azpeitia en el País Vasco. Esta impresionante construcción cuenta con una rica historia y una arquitectura única que te dejará sin palabras. Además, el entorno natural que la rodea es perfecto para aquellos que desean disfrutar de la naturaleza en su estado más puro. No te pierdas la oportunidad de visitar la Torre de Loiola y descubrir todo lo que esta zona tiene por ofrecer.